Comunicado por una Vivienda Digna, desde Sebastián Elcano 36.

por okupabankia

La asamblea de Sebastián Elcano 36 es el grupo de negociadoras que se hizo cargo de los pisos ocupados en dicha dirección. Este es un grupo transversal cuya intención es doble: DENUNCIAR la existencia de de casi un centenar de viviendas vacías abandonadas a la especulación y, por otro lado, NEGOCIAR con Bankia, propietaria del inmueble.

El objetivo de los intentos de comunicación con Bankia es negociar la disposición de estas viviendas en régimen de ALQUILER SOCIAL para los innumerables casos existentes de familias y personas sin recursos habitacionales o de subsistencia, personas  y familias que han sido desahuciadas y que se encuentran sin casa. Personas que acuden a la institución, a los juzgados porque aún creen que forman parte de una sociedad, de un Estado y de una Comunidad Autónoma que debiera de ofrecerles alternativas frente a una crisis que nos afecta a todas.

Mediante la asamblea gestora del espacio se organizan estancias transitorias para los momentos de primera necesidad de estas personas, se da cobijo a grupos de trabajo y asambleas relacionadas con la vivienda y se llevan a  cabo  tareas de arreglos y limpieza que aseguran el buen mantenimiento de las viviendas, poniendo de esta forma solución a graves situaciones de urgencia habitacional. Un problema de primera necesidad que padece cada día más gente.

Nuestro ánimo ha sido siempre una muestra de buena voluntad tanto de cara a las vecinas del inmueble, que han mostrado su apoyo al proyecto en múltiples ocasiones, así como de cara a la propiedad. Ésta, ante nuestros numerosos intentos comunicativos, ha respondido, por un lado, abriendo procesos judiciales a personas que colaboraban en las labores de mejora y mantenimiento y, por otro, desalojando inmuebles y tapiando más viviendas  (alrededor de unos 70 pisos en perfecto estado y en desuso), demostrando que la entidad financiera propietaria del inmueble no tiene ninguna intención de dar un uso a las viviendas tapiadas. Con todo, impiden de nuevo que personas en situación de extrema necesidad encuentren una alternativa habitacional transitoria.

Denunciamos esta estrategia desproporcionada ante un proyecto que únicamente encuentra soluciones a situaciones desesperadas. Consideramos que la ocupación supone una herramienta en la lucha contra la precariedad generalizada y la falta de alternativas ofrecidas.

Tienen todo nuestro incondicional apoyo  las compañeras  a las que les ha sido abierto un proceso judicial por usurpación, de forma totalmente injusta y gratuita y reiteramos que vamos a seguir trabajando en esta línea y cuantas nos sean necesarias para hacer frente a este problema social, que afecta a todos los aspectos de la vida de las personas: vivienda, trabajo, libertad y salud, en el presente y en el futuro.

Esta lucha es una esperanza para que  muchas personas puedan dejar de soñar y hacer realidad no solo el sueño de un futuro, sino el derecho que todas tenemos a un presente digno.

Madrid, 14 julio de 2012

Asamblea Popular de Lavapies, Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH Madrid), Asamblea Popular de Arganzuela, Asamblea de Vivienda de Madrid

Anuncios